GRACIAS POR ESTOS 6 AÑOS…

Nos gustaría celebrar este cumpleaños con flores, con regalos, con tarta  para todos los que nos quieren y  los que durante estos años  ya consideramos parte de esta gran familia del Almendro.

El tiempo pasa muy deprisa y aquí seguimos. Este finde en EL ALMENDRO DE MARÍA estamos de cumpleaños por partida doble… Alex cumple 16 años el mismo día  que nuestra casa cumple 6.

Recuerdo cuando todo era solo el sueño de nuestra madre. Aquellas tardes de café en la cocina de casa dándole vueltas y soñando con mucho miedo.

OBJETIVO:

Trasformar la casa que nos vio crecer con todo un cargamento de ilusiones, antepasados y recuerdos en vuestra casa.

Tendrían que escribir sus impresiones todos y cada uno los que vivimos aquellas reuniones.

En mí, recuerdo ilusión y pánico a partes iguales. Dejando a parte los números, la incertidumbre de si seriamos capaces sobrevolaba  nuestras mentes.

Yo no tengo nada de emprendedora ni empresaria, pero me vi envuelta y arropada por una familia que me agarró fuerte de la mano para saltar todos a una.

Cada uno aportamos lo mejor que sabíamos hacer y formamos un puzzle al no le sobra ninguna pieza.

LA IMAGEN:

La que veis, una casa hecha con cariño , con mucho esfuerzo e ilusión  y a la cabeza siempre María (Marujina para muchos).

Ese timón que nos guía y que nos pone en el sitio y que siempre nos recuerda lo mucho que tenemos que estar agradecidos a la vida.

EL NOMBRE:

EL ALMENDRO DE MARÍA.

Como todo, esto también tiene una explicación.

Una de las viñas de la familia es la llamada “viña del almendro” donde conviven almendros con vid. Es una viña preciosa, situada en el alto de La Lomba, sobre todo durante el otoño, las vistas son un lienzo espectacular.

A todos nos ha fascinado siempre esa viña y mi padre bromeaba siempre con ella y la utilizaba como moneda de cambio para conseguir que hiciéramos cosas o como premio a lo que habíamos hecho. La famosa viña cambiaba de dueño tantas veces como mi padre creía conveniente para conseguir algo de nosotros. Todos la heredamos por momentos, pero en realidad EL ALMENDRO ya tenia dueño, siempre había sido de María. Así que cuando nos juntamos para decidir el nombre  para la casa, no hubo duda: EL ALMENDRO DE MARÍA, que aunque de ella, era un poco de todos.

 

Y así poco a poco, sumamos piezas hasta llegar a lo que ahora conoces.

 

Aunque las piezas mas importantes las seguís poniendo vosotros con vuestras visitas.

Así que …GRACIAS a todos los que habeis hecho posible que sigamos cumpliendo años

 

No hay comentarios

Publica un comentario